EL MUNDO ALZA LA VOZ

La guerra entre Israel y Hamás se ha convertido en el mayor conflicto entre israelíes y palestinos en los últimos 50 años. Todo comenzó el pasado 7 de octubre cuando Hamás lanzó un ataque sorpresa contra Israel. Ha asesinado a más de 1.400 personas, la mayoría civiles, y secuestrado a más de 200. El recrudecimiento del eterno problema en Oriente Próximo tras el ataque de Hamás a Israel. 

Desde entonces, Israel ha llevado a cabo una extensa campaña de bombardeos sobre la Franja de Gaza. También un férreo bloqueo en el territorio. Ha dejado más de 4.000 muertos y cientos de miles de desplazados, que carecen de suministros básicos para sobrevivir. El conflicto amenaza con extenderse más allá de las fronteras de Israel y Gaza. Es el principal foco de la actualidad mundial.

Pero estos acontecimientos entre Israel y Palestina desde el pasado 7 de octubre han provocado también discrepancias entre la sociedad española y el mundo entero. Discrepancias entre el apoyo a Israel o a Hamas. Desde hace semanas este es un tema tan de actualidad como el propio conflicto. 


Apoyo a Israel o a Hamas

Muchos comprenden la naturaleza colonial del sionismo y se sienten horrorizados por las políticas de Israel contra el pueblo indígena de Palestina. Obvian los mensajes tóxicos llamando al pueblo palestino “animales” o “animales salvajes”. Mensaje que según ellos transmiten los medios de comunicación y los políticos israelíes día y noche. Consideran que Hamas tenía que actuar con rapidez aunque se preguntan el valor moral de esas acciones. Y todo ello porque la imagen es la de un pueblo colonizado que lucha por sobrevivir en un momento en el que sus opresores han elegido un gobierno decidido a acelerar la destrucción del pueblo palestino, su eliminación o peor aún su reivindicación de ser pueblo.

Por el otro lado, nos encontramos con el rechazo de una organización terrorista como es Hamas contra su violencia y el reinicio de un conflicto entre ambos. Un rechazo ante un ataque brutal y salvaje. Aunque ejerza el poder en Gaza de una forma brutal y totalitaria e incluso aunque ganase unas elecciones en 2006, no debemos de olvidar que Hamás es una organización terrorista. 

Esto no sólo lo dice Israel, ni siquiera su aliado secular, Estados Unidos, esto lo dice la Unión Europea. Incluye a Hamas dentro de su listado de organizaciones terroristas a las que se congelan los fondos por esa razón. Una organización terrorista que entre sus principales objetivos está la destrucción de Israel según dice en su carta fundacional. Lo ideal sería llegar a un acuerdo de paz como desearíamos cualquier ciudadano pero Hamas no lo ve posible porque consideran que cada centímetro de suelo de Palestina es sagrado.

Según ellos, renunciar a cualquier parte de este territorio «significa renunciar a una parte de su religión.” ¿Entonces la fuerza es el único medio para equilibrar un sistema justo con un proyecto político inmoral? Parece ser que sí. Su alternativa es una Palestina des-sionizada, liberada y democrática desde el río hasta el mar. Una Palestina que acoja a las personas refugiadas y construya una sociedad que no discrimine por razones de cultura, religión o etnicidad. Y si hay que recurrir a la fuerza y a la guerra por sus ideales…se recurre. 

Palestina considera que las agresiones de Hamas son una respuesta a la “ocupación” de Israel. Israel se retiró completamente de Gaza en 2005. Desmanteló todas las instalaciones militares incluso varios asentamientos en los que vivían unos 8.000 colonos. Sacados a la fuerza, eso sí, de sus casas y en contra de su voluntad. Gaza no es un territorio ocupado. Aunque sí hay un control de las fronteras.  Hamas vuelve a abrir el conflicto entre ambos pero Israel se defiende y ataca. Se discute su respuesta. También se le pide contención y no tanta crudeza en sus ataques. Se les critica los bombardeos a Gaza. Dos bandos con intereses opuestos que provocan miles de muertos.


El ataque entre ambos pone en juego los apoyos de los países

El ataque de Hamás ha reavivado la lucha de intereses mundial. También ha puesto en juego los apoyos a cada una de las partes. Ha configurado una nueva dinámica geopolítica en Oriente Próximo.  Un ataque de un grupo terrorista regional sobre un país pequeño ha convulsionado al mundo. Lo convierte en un espacio de futuro sumamente incierto y conflictivo en el que cualquier movimiento implica la posibilidad de un recrudecimiento de las hostilidades entre bloques.

El aliado más cercano de Israel es EE UU. Ambos países mantienen grandes lazos diplomáticos y militares. Sus servicios de inteligencia, CIA y Mossad son de los principales en el mundo y también suelen ser aliados. El presidente de EE. UU., Joe Biden, al inicio del conflicto su apoyo total a Israel ante el ataque terrorista. Biden ha logrado que tanto Arabia Saudí como Emiratos Árabes Unidos reconozcan el derecho de Israel a defenderse.  Ha pedido a Turquía que haga de mediador en unas posibles negociaciones.

La Unión Europea apoya a Israel y hace un llamamiento a la solidaridad y el cese de la violencia. La gran mayoría de los Estados miembros de la UE está a favor de Israel. Tras lo ocurrido, la Unión ha congelado la financiación de casi 700 millones de euros que tenía prevista para las autoridades palestinas. 

Dentro de los países que apoyan a la organización terrorista, el principal es Irán. Sin él, no existiría Hamás. Ni tampoco Hezbolá, el grupo terrorista que opera en el Líbano. La razón de este apoyo y de la financiación es que el país de los ayatolás busca una mayor influencia en la región. Quieren tensar la situación con intervenciones en Siria, Líbano, Irak y Yemen. En cuanto a Siria, tiene a Irán como principal aliado. Líbano, al igual que Siria, también es muy cercano a Irán. 

Qatar tampoco mantiene relaciones diplomáticas con Israel ni lo reconoce. El acercamiento entre los enemigos de Qatar, como Arabia Saudita y Emiratos Árabes con Israel, junto con el fuerte apoyo musulmán qatarí con Palestina, han provocado que Qatar se posicione como aliado de la contraofensiva de Hamás. Incluso parece que Qatar da refugio y apoyo económico a los integrantes de Hamás.

En cuanto a España, es el primer país europeo señalado por Israel ante las posiciones «inmorales» y «vergonzosas« de algunos miembros del Gobierno sobre el conflicto con Palestina. En un demoledor comunicado, la embajada israelí llegó a instar al presidente en funciones, Pedro Sánchez, a que «condene inequívocamente» las posiciones de sus socios de coalición. Esto después de que algunos de sus dirigentes hayan criticado los «crímenes de guerra de Israel en Gaza» y el «genocidio planificado» del pueblo palestino.

En su respuesta, no menos contundente, el Ministerio de Exteriores salió al paso de las críticas con la misma severidad. Ha señalado que ”El Gobierno de España rechaza tajantemente las falsedades vertidas en el comunicado de la embajada de Israel sobre algunos de sus miembros y no acepta insinuaciones infundadas sobre ellos. Cualquier responsable político puede expresar libremente posiciones como representante de un partido político en una democracia plena como es España”.

España comenzó sus relaciones oficiales con Palestina antes que con Israel. Desde entonces, el papel de España con ambos países ha tratado buscar un equilibrio entre las partes, pero con una sensibilidad especial hacia el pueblo palestino en comparación con otras potencias europeas. España es uno de los países occidentales con más simpatías hacia Palestina.

Así está la situación y el conflicto de más actualidad. Aunque, no parece que se vaya a producir un enfrentamiento entre bloques que nos haga correr el riesgo de una confrontación mundial a gran escala. Si no ha pasado en Ucrania, no parece que Israel vaya a ser el escenario del inicio de ese enfrentamiento mundial. Apoyo a Israel o a Hamas pero lo verdaderamente importante y lo que nos debería de preocupar son las miles de personas que mueren por esta guerra causada por intereses entre ambos. Al final, las vidas de los seres humanos están por encima de todo y la paz debería ser la auténtica protagonista. 


Tags from the story
, ,
More from Redacción It-Magazine
POETAS GUERREROS: UN PASO MÁS EN LA LUCHA
Poetas, que bonita palabra. Poeta es la persona que mediante la escritura...
Read More
Leave a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.