EL CRIMINAL LLEVA VENTAJA A LA JUSTICIA

Kote Cabezudo segundo juicio

Escribió Quevedo que donde hay poca justicia es un peligro tener razón. En el caso de Kote Cabezudo es evidente que las víctimas de los abusos sexuales tienen razón, aunque la justicia, especialmente la juez Ana Isabel Pérez Asenjo, han procurado no concedérsela protegiendo al acusado y victimizando de nuevo a quienes padecieron al depredador sexual.

Mañana 5 de febrero a las 12:20 horas, Kote Cabezudo, ya condenado a 2 años y tres meses de prisión por un delito de coacciones a una víctima, afronta su segundo juicio. Queda aún la causa principal, pero mañana por la mañana se ventila en el Juzgado de lo Penal número 1 de San Sebastián un procedimiento muy importante. Cabezudo va a ser juzgado por un delito de falsedad documental respecto de una de sus decenas de víctimas, porque las hacía firmar un supuesto contrato al que incorporaba una fecha falsa para que pareciera que las menores eran ya mayores de edad, y por otro delito de aportación de documentación falsa a un procedimiento judicial a sabiendas de su falsedad.

Por el primer delito, la acusación particular solicita que sean condenado a 4 años, 8 meses y 7 días de prisión, y el fiscal no formula siquiera acusación. Por el segundo delito la acusación particular solicita 6 meses menos un día y el fiscal 5 meses. El fiscal que estuvo en la instrucción de la causa y consideró que el delito de falsedad documental estaría prescrito, es Javier Zaragoza junior, de la inefable saga de los Zaragoza, hijo del fiscal Javier Zaragoza que en la Audiencia Nacional ordenó destruir una denuncia contra Cabezudo por delito de español cometido en el extranjero, por sus abusos sexuales a menores en Senegal.

La Justicia, aunque cojeando, rara vez deja de alcanzar al criminal en su carrera (Horacio)

No es el de mañana un juicio menor porque con ese contrato falso, Cabezudo distribuyó pornografía infantil por todo el mundo haciendo pasar a la víctima por una adulta. Allí estaré mañana, aunque la vista se celebre a puerta cerrada, porque espero que tuviera razón Horacio cuando escribió: “La Justicia, aunque cojeando, rara vez deja de alcanzar al criminal en su carrera”. En esta ocasión el criminal lleva mucha ventaja, pero quiero seguir confiando en la Justicia, con mayúsculas.

More from Melchor Miralles

ANA ISABEL PÉREZ ASENJO Y LA MISERIA MORAL

Ana Isabel Pérez Asenjo, la Magistrada que tuvo que ser apartada de...
Read More

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.