LO DEL PURO Y LA MEMORIA DEMOCRÁTICA

Después de triunfar con la Cumbre de la OTAN, Pedro Sánchez, el que al llegar dijo que había que liquidar el Ministerio de Defensa, se presta a aprobar sin sus socios de Gobierno un aumento del gasto en Defensa. Y le ha cambiado el nombre al Ejército del Aire. Ahora se denomina Ejército del Aire y el Espacio. ¿Espacio? Una sandez propia de este presidente que tenemos. A la Armada le quitaron lo de Española. A ver, “del Espacio” son los tres Ejércitos. Sánchez piensa en el espacio exterior, como si tuviéramos naves espaciales o como si nuestros aviadores, muchos fantásticos por cierto, fueran astronautas.

Recogido el confeti de la Cumbre de la OTAN en la que escondió a los ministros de Podemos enemigos de la Alianza, menos a Irene Montero, que en plena crisis se montó un viaje en Falcon con amigas a Nueva York a pasar la semana, retomó lo de la Memoria Histórica para renombrarla como Memoria Democrática. Y ha pactado el tema con Bildu. Dicen que van a investigar también los supuestos de violación de Derechos Humanos entre la entrada en vigor de la Constitución de 1978 y el 31 de diciembre de 1983. Sin embargo la creación de los GAL y sus primeros crímenes han sido excluidos por PSOE y Bildu. Esos GAL que creó, organizó y financió el Gobierno socialista de Felipe González.

A los que defendió un entonces imberbe estudiante de Derecho Pedro Sánchez en un programa de Telecinco, antes de Sálvame. Desde Bildu le dijeron a El Español que “el tema de los GAL va aparte, no en la Memoria Democrátrica”. Se trata de una memoria selectiva de la que se elimina lo que molesta como siempre, a la vista de los planes gubernamentales, la peor parte de la Memoria Democrática se la va a llevar la verdad. Porque la verdad es que no solo la dictadura de Franco cometió crímenes de estado, también un Gobierno del PSOE, se pongan como se pongan.

En definitiva Sánchez le ha entregado la redacción de la historia reciente de España a Bildu. Cuya portavoza Mertxe Aizpurúa curraba con galones en el periódico EGIN, que el día que la Guardia Civil liberó a José Antonio Ortega Lara, después de más de 500 días de secuestro y tortura etarra, tituló con dos cojones, cero vergüenza e infinito desprecio a la víctima “Ortega Lara vuelve a la cárcel”.


Conspiración, poderes ocultos y «señores con puro» contra Sánchez

Y Sánchez acudió a Casa Ferreras a una entrevista masaje. En ella nos contó que hay una conspiración contra él de “poderes ocultos con terminales económicas, mediáticas y políticas. En los cenáculos de Madrid hay unos señores con puro que se juntan”. Señores con puro que se juntan. Tal cual. Poderes ocultos. Me parto.

Ya dijo algo así en 2016 cuando le echaron del PSOE tras una conspiración coordinada por Rubalcaba. El hombre de Estado que se inició tras pillar a Sánchez metiendo votos en una urna tras una cortina. Entonces habló Sánchez de un almuerzo “con puros en los postres”, en la sede de Telefónica. En el participaron Don Juan Carlos I, Felipe González, César Alierta y un capo del grupo Prisa, editor de El País.

De ese almuerzo de “señores con puro”, a los que estaba muy próxima Susana Díaz, que quería ser alternativa a Sánchez, Sánchez no ha dejado a uno “vivo”. Don Juan Carlos I ya saben, en Abu Dabi “exiliado”. Felipe González, nacional dominicano, disfrutado la buena vida entre el barrio de Salamanca de Madrid y Samaná. Cesar Alierta bien jubilado. Y el Grupo Prisa al servicio de Sánchez a través del armenio Orghuilian y su fondo Amber Capital, que ahora se ha hecho también con Indra. O sea, que hay señores con puro sí, a los que utiliza adecuadamente Sánchez para mantenerse en el poder, controlar los medios de comunicación y triturar las instituciones del Estado. Y después se fuma él un puro con ellos, para celebrarlo.

Pero lo mejor de la semana fue el silencio de Irene Montero sobre la matanza de inmigrantes en Nador, junto a Melilla. Esa operación policial marroquí de la que Sánchez dijo que estuvo “bien resuelta”. Montero compareció en rueda de prensa junto a la portavoza del Gobierno, Isabel Rodríguez. Y cinco veces que le preguntaron a Montero respondió Rodríguez diciendo que Montero mejor calladita. Montero ahí permaneció como una estatua. Muy empoderada, eso sí.

Y después tuvo el cuajo de en un pasillo, preguntada por periodistas, reiterar que ella siempre está “a disposición de los medios para responder a sus preguntas”, pero no respondió nada. Se calló como callados quedaron los muertos de Nador para siempre, aunque su memoria perseguirá a Sánchez y a Montero, por más que se vaya a Nueva York en Falcon con unas amigas para huir de la Cumbre de la OTAN y mantener allí reuniones sobre el aborto y el feminismo con miembros de la Administración Biden.

Ninguno de ellos con categoría de ministros, como ella. Sánchez en Casa Ferreras dijo que lo de “bien resuelto” lo dijo antes de ver las imágenes, pero se cuidó mucho de criticar a Marruecos. Ay lo que le habrán pillado en el teléfono a Sánchez los servicios marroquíes. Sánchez e Irene Montero se fuman un puro, o dos. O un porro que les gusta más, mientras la luz sube un 50% interanual. Más de diez veces más que cuando Montero ponía a parir a Rajoy por una subida del 4%.


Y además…

  • Ha fallecido María Victoria Cinto. Vocal del Consejo General del Poder Judicial a propuesta del PSOE a quien sus amigos y colegas han dedicado elogios sin límite como defensora “de los valores constitucionales y en especial con el principio de igualdad entre hombres y mujeres”. Dios la tenga en su Gloria. Pero como nunca he sido partidario de los obituarios hagiográficos porque sí, he de recordar el papel que jugó en el Caso Kote Cabezudo, nunca en defensa de las víctimas sino del victimario, y denunciada ante la Fiscalía General del Estado como miembro del aparato protector del violador y participante en algunas fiestas de la vergüenza. O sea que los valores constitucionales no eran lo suyo. Lo suyo era el control de la Justicia por su partido, para hacer y deshacer a su antojo y no en defensa de las víctimas. Lo último que supe de ella viva es que perdió una querella que me interpuso junto a una colega y a Odón Elorza por injurias y calumnias.
  • Y qué decir de que de nuevo, en la Cumbre de la OTAN esta vez, Sánchez compareciera junto a una bandera de España colocada boca abajo, como en Marruecos cuando fue a rendir pleitesía al monarca dictador Mohamed VI. Tradicionalmente una bandera del revés significa rendición ante un Ejército enemigo o solicitud de auxilio por amotinamiento o secuestro. Ya nos contará Sánchez por qué reiteradamente hace comparecencias con la bandera boca abajo. Mientras él se fuma un puro o dos, claro. 

More from Melchor Miralles
LA FISCALÍA PIDE 6 AÑOS DE PRISIÓN PARA EL DENUNCIANTE DE CORRUPCIÓN DANIEL TEJERO
Con la Directiva Europea para proteger a los denunciantes de corrupción aún...
Read More
Join the Conversation

1 Comment

Leave a comment
Leave a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.