PEDOFILIA Y PODER EN LA NOBLEZA

¿Quién no recuerda a Francisco Nicolás Gómez Iglesias? Estudiante de Derecho, colaborador con el Centro Nacional de Investigación, presidente del club joven del Partido Popular de Moncloa-Aravaca, fundador de un partido político e invitado en el Palacio Real tras la proclamación de Felipe VI como rey. Un gran currículum para alguien que no existe. Bueno sí, el “pequeño Nicolás” fue detenido en 2014 por los presuntos delitos de estafa, falsedad documental y usurpación de funciones públicas y estado civil, revelación de secretos, cohecho impropio, malversación de caudales públicos y tráfico de influencias. En 2021 fue condenado por la Audiencia Provincial de Madrid a un año y nueve meses de prisión por falsificar su DNI para que un amigo realizara las pruebas de selectividad en su lugar. Gracias a su carisma y su facilidad de palabra consiguió llegar muy lejos.

Algo parecido ocurre con Ignacio de Jacob y Gómez. En su currículum consta que es asesor de imagen, relaciones públicas, fundador y presidente del Instituto para la Excelencia Profesional, y director de la agencia de comunicación Jacob Fitzgerald. Dice ser conde de Pozos Dulces y socio fundador de la Fundación Vicente Ferrer. Colabora con Nuevo Futuro, organización que gestiona un gran número de centros de acogida para menores tutelados. Ayuda en la Fundación Tierra de Hombres cuya misión es “defender los derechos de la infancia en situaciones de guerra o catástrofes naturales, o in situ de desamparo”. Y es un “Mensajero de la Paz” organización comandada por el Padre Angel.

Dice ser Caballero de la Orden del Santo Sepulcro cuyo requisito imprescindible para formar parte de la Orden es “tener nobleza personal”. Así mismo forma parte de la Comisión de Jóvenes del Club Siglo XXI. Una asociación cultural española conocida por organizar debates, conferencias, foros y almuerzos o cenas-coloquio sobre la vida cultural, política y social de España.


La nobleza de un «conde» con gustos pedófilos

Ignacio de Jacob y Gómez más conocido como Nacho Jacob ha sido detenido recientemente por la policía. Le han pillado “in fraganti” con un niño de 13 años en la habitación de un hotel murciano. Parece ser que le gustaba ir a Murcia todos los veranos y se hacía acompañar por jovencitos.

Y es que este supuesto pederasta no es ni siquiera conde. Ocultó la verdad cuando declaró que el título lo otorgó el rey Carlos IV a un antepasado de Jacob en 1790. La realidad es que el último conde de Pozos Dulces fue Francisco de Frías y Jacott fallecido en 1877. Desde entonces hubo varios intentos de rehabilitar el título. Pero según la Diputación Permanente y Consejo de la Grandeza de España, nunca se ha reconocido a Nacho Jacob como conde de Pozos Dulces.

Este asesor de imagen con sus habilidades sociales y su poder de influencia -no en vano presume de “saber tanto de tanta gente que soy una bomba”-, dice “tener en su agenda los teléfonos de Julio Iglesias, Paris Hilton, Plácido Domingo o David Beckham”. Si al principio del artículo se evocaba al “pequeño Nicolás”, seguramente más de uno y más de una se habrán acordado de cierto personaje con isla y aviones privados. Epstein también tenía una agenda con personajes de todo tipo: actores, ex-presidentes de gobierno, empresarios, modelos… En el caso de Nacho, no se sabe si también se inventó los títulos de licenciado superior en Administración y Dirección de Empresas y de licenciado en Psicología. La prensa ha publicado que también es perito judicial especializado en criminalista forense por la Universidad de La Laguna (?).

En su página web ya cerrada, publica una lista de los premios que ha recibido a lo largo de su carrera. Entre ellos figura el Premio Pompidou “a la mejor estrategia y agencia de comunicación por el Festival Internacional de Cine de Marrakech. París, 2007”. Una breve consulta en el navegador nos da como resultado que el citado Premio Pompidou solo se concede a los autores que publican sus obras en francés. Concretamente en el año 2007 se le concedió a Yann Arthus-Bertrand, reputado fotógrafo. En el año 2013 dice haber recibido el premio “Ciudadano Europeo” por “su labor como Consejero Asesor Europeo de comunicación de E.U.R.A.B.”

Las siglas eran del Consejo Consultivo Europeo de Investigación que desde el año 2008 pasó a ser el Consejo del Espacio Europeo de Investigación (E.R.A.B.). Pero si acudimos al Diario Oficial de la Unión Europea fechado el 28 de junio de 2013, veremos la lista de los ganadores del premio “Ciudadano Europeo”. Efectivamente no está Nacho Jacob pero sí la “Plataforma de afectados por la hipoteca” y la “Real Academia de la Lengua Vasca-Euskaltzaindia” entre otros.

Resumiendo: que tire la primera piedra aquella persona que no ha inflado algo su currículum para conseguir un fin. Bien sea un puesto de trabajo o como en el caso del falso aristócrata, un puesto en la sociedad. Pero lo verdaderamente espeluznante es que son ya demasiados los pederastas y pedófilos que abundan entre los altos ejecutivos, la casta política, la iglesia católica y las personas con poder, con mucho poder. ¿Cómo se sienten después de rasgar el alma y la vida de un niño? Jeffrey Epstein, Harvey Weinstein y sin ir tan lejos Kote Cabezudo. Han arruinado la vida de muchos menores, les han robado su inocencia. Por eso se hace más que necesario un cambio en el Código Penal para que este tipo de delitos no prescriban nunca.


Tags from the story
, ,
More from Indiscreta Mirada
EL MAGISTRADO LIBERTINO
El pasado 13 de julio el Consejo Supremo del Poder Judicial francés...
Read More
Leave a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.