La diabetes y sus complicaciones: enfermedad banalizada

La diabetes es considerada, más que una enfermedad, una especie de defecto o falta en quien la padece. Erróneamente, la creencia popular la ha estigmatizado hasta el punto de suprimir su verdadera importancia y gravedad. En este artículo queremos explicar brevemente que su banalidad se origina de la ignorancia, ya que la diabetes a largo plazo puede generar una serie de complicaciones irreversibles.

Desde mayoclinic nos comparten que “las complicaciones de la diabetes a largo plazo se desarrollan de manera gradual. Cuanto más tiempo hace que tienes diabetes (y cuanto menos controlado esté tu nivel de azúcar en sangre), mayor riesgo de complicaciones existe. A la larga, las complicaciones de la diabetes pueden provocar una discapacidad o incluso ser mortales”. Dichas complicaciones comprenderían las siguientes causas:

Neuropatía, o daños en los nervios. El exceso de azúcar puede dañar las paredes de los vasos sanguíneos que alimentan los nervios, teniendo una mayor focalización en las piernas. Todo esto puede provocar hormigueo, entumecimiento, dolor o ardor que generalmente comienza en las puntas de los dedos de los pies, extendiéndose gradualmente hacia arriba. Hay que tener en cuenta que existen muchas manifestaciones al respecto, puesto que depende de los nervios afectados; la disminución de la sensibilidad en, por ejemplo, los pies, puede impedir que los diabéticos reconozcan a tiempo las heridas –cortes o rasguños-, que se infectan y agravan. Si dichas infecciones no se tratan a tiempo, pueden obligar a efectuar la amputación.

Por otro lado, y si no se recibe un tratamiento adecuado, el afectado podría perder toda la sensibilidad de los miembros señalados. A su vez, el daño en los nervios en relación con la digestión puede causar problemas con náuseas, vómitos, diarrea o estreñimiento. En el caso de los hombres, puede dar lugar a la disfunción eréctil.

La depresión, o casi el gran número de sus síntomas, son muy comunes en personas con diabetes, tanto del tipo 1 como del 2. Asimismo, se han recogido afirmaciones médicas que estipulan que la depresión puede afectar el manejo de dicha enfermedad.

La diabetes es mucho más grave de lo que parece
La diabetes es mucho más grave de lo que parece

La diabetes puede ensañarse con cualquier parte del cuerpo, y la piel es una de ellas. Hasta un 33% de personas que la padecen tienen, en algún momento de su vida, una afección a la piel causada por dicha enfermedad. Es más, a veces este tipo de problemas suelen ser el primer indicio de que se padece diabetes, la cual, vuelve a la persona más susceptible a tener infecciones bacterianas y micóticas, así como forúnculos, orzuelos, foliculitis o infecciones alrededor de las uñas.

El deterioro auditivo es uno de los problemas más comunes en estos casos. El cerebral, también, causando entonces la diabetes tipo 2 un gran aumento de riesgo de sufrir demencia o Alzheimer.

El padecimiento de enfermedades cardiovasculares es también uno de los riesgos presentes, con problemas como la arteriopatía coronaria con dolor de pecho (angina), ataque cardíaco, accidente cerebrovascular y estrechamiento de las arterias (aterosclerosis). Es decir; quien tenga diabetes es más propenso a tener una enfermedad cardíaca o un accidente cerebrovascular.

Retinopatía, o daño ocular: en este caso, se resentirían los vasos sanguíneos de la retina, señalada en la capa posterior del ojo, lo que ocasiona una pérdida progresiva de la vista; llegando a provocar ceguera. La diabetes también aumenta el riesgo de otras afecciones graves de la visión, como cataratas y glaucoma. El cuadro clínico afirma que, por lo común, el paciente se queja de visión borrosa, aunque también puede haber otros síntomas visuales.

Por último, el daño renal o nefropatía es otra de las complicaciones que trae la diabetes consigo: los riñones, encargados de filtrar los residuos de la sangre, verían debilitados sus glomérulos. El daño grave puede conducir a la  insuficiencia renal o a la enfermedad renal terminal irreversible, que pueden requerir diálisis o un trasplante de riñón.

Estas son algunas de las complicaciones más llamativas en lo que a la diabetes se refiere. Invitamos a nuestros lectores de It-Magazine a compartir sus aportes o experiencias, sobre todo si padecen de diabetes. Para más información, click en este enlace.

More from Alba Lobera

Apego desorganizado: un monstruo invisible

En psicología, el apego desorganizado es sumamente destructivo. Se da cuando el...
Read More

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.